Mujeres al frente: Blondie y Garbage en México.

Fotografía obtenida del Facebook oficial de la banda

El pasado 14 de agosto la ciudad de México fue testigo de la culminación del Rage and Rapture tour, gira que llevó los talentos de dos de las más exitosas agrupaciones musicales a nivel mundial por casi toda norteamérica: Blondie y Garbage. De manera oficial, esta gira tuvo como objetivo promocionar los más recientes álbumes de ambas bandas (Pollinator de Blondie y Strange Little Birds de Garbage). Sin embargo, queda claro que el reunir a dos exitosos actos musicales liderados por mujeres es más que una coincidencia.

Desde que se anunció la fecha estuvo claro que ningún grupo venía como abridor o telonero, el cartel presentaba a ambos talentos como estelares, lo que refleja la actitud de admiración y respeto que existe entre entre ambas agrupaciones. Esto a su vez se vio reflejado en el tiempo de cada presentación, siendo bastante similares.

Shirley Manson mantiene la presencia de una hechicera sobre el escenario, que con su canto y movimientos embelesa a la audiencia. Pero por mucho, lo que más cautiva de Shirley es honestidad: “¿porqué lloro cada vez que vengo aquí?” dijo mientras derramaba un par de lágrimas en el escenario, justo cuando intentaba decir unas palabras. Lo que el público recibió de ella fue el profundo agradecimiento por estar ahí y por apoyarla en sus más de veinte años de carrera musical.

Si bien Shirley es como una hechicera, que durante su presentación realiza un ritual de unión con la audiencia, Debbie Harry es en definitivo la gran Sacerdotisa del rock, cuya sola presencia consagra el evento. A pesar de las dificultades que le ocasionó la altura de la ciudad de México, a sus 72 años Debbie fue capaz de cautivar al público como pocas personas.

Un casi lleno Palacio de los Deportes fue testigo de miles de personas que unidas a coro se hacían escuchar: ¡Debbie! ¡Debbie! Fue el canto con el que Blondie se vio obligada a hacer una pequeña pausa dejar que el público adorara a su ídolo. Los cantos, gritos y bailes siguieron hasta una pequeña finta de huída por parte del grupo, que regresó para cerrar fuerte su hechizo sobre los presentes, invitándolos a soñar, ya que a diferencia de muchas otras cosas en esta vida, soñar es gratis.

En definitiva el poder de estas grandes agrupaciones se hizo sentir, en especial la potencia de ambas líderes. El público mexicano quedó una vez más maravillado, en espera de la próxima ocasión en la que pueda disfrutar de la magia emanada de alguna de ellas.

Aunque en nuestro país tuvimos la fortuna de tener a ambas agrupaciones, durante la mayor parte de la gira se presentaron también otras muestras de talento femenino: Sky Ferreira, Exene Cervenka y Deap Vally. Por lo que queda claro que además de ser un escaparate promocional, la gira fue también una declaración sobre la relevancia de estas agrupaciones conformadas por mujeres, en la escena musical internacional.

Shirley Manson ha sido bastante abierta acerca de sus posiciones con respecto a este tema, sobre todo acerca de la dificultad que algunas artistas tienen para compartir el escenario con otras mujeres. Durante su presentación con Garbage en el Palacio de los Deportes, Manson hizo una pausa para hablar sobre la importancia de mujeres como Deborah Harry, quienes por el contrario apoyan y fomentan el talento de otras artistas.

Y es que si Manson ha sido fuente de inspiración para muchas de ellas, Debbie Harry se ha posicionado como una gran matriarca del rock, gracias a su generosidad para con artistas más jóvenes e inexpertas que ella. De ahí la especial relevancia de esta gira que termina, donde compartieron el escenario tres generaciones de mujeres al frente de la música.

Además de esto, Manson dejó en claro la conexión y apoyo que Garbage siente con la comunidad sexodiversa. Tanto ellos como Blondie han tenido una relación cercana con este público, y en ambos casos se han posicionado a favor de los derechos de las personas LBGTTI.

Como podemos ver, al día de hoy Shirley y Debbie siguen ejerciendo una gran influencia sobre la escena musical y sobre los asuntos sociales que la rodean. Quien haya asistido al Palacio de los Deportes el pasado 14 de agosto podrá comprender el porqué de esto.

15-08-2017.

Setlist

Share

Deja un comentario