Prince: no hace falta decir más.

Todo el mundo quedó paralizado el jueves pasado, tras la noticia de que uno de los grandes había fallecido. Prince, con sólo 57 años de edad, fue encontrado muerto dentro de su residencia de Minnesota y fue cremado el sábado, aunque hasta hoy se desconocen las causas.

A raíz del comunicado, las redes sociales se inundaron con comentarios que expresaban el pésame de miles de fans, quienes trataban de hacer homenaje a la gran estrella que fue Prince Rogers Nelson, lamentando su pérdida.

Como es de esperarse, gente que desconocía al cantautor no se reprimió para dar su opinión respecto al tema; frases como: “Todos hablan de Prince como si hubiera sido tan importante”, entre ellos Justin Bieber, quien declaró a través de su cuenta de Instagram “no es el último gran artista”, causando la furia de sus seguidores.

Por lo tanto, aquí te daremos varias razones por las que Prince era considerado como un genio y con su partida ha dejado un enorme vacío en el mundo de la música. Pues, a pesar de que existan otros “grandes artistas”, pocos son tan dedicados a su trabajo como lo fue él.

esp-prince-concierto

No por nada fue acreedor al Grammy en siete ocasiones, se posicionó como número uno con álbumes como Purple Rain y 1999, además de que era conocido por tocar casi todos los instrumentos que aparecen en sus hits desde sus inicios con For You y posteriormente en Prince (1979).

Igualmente, Prince será recordado por ser tan abierto y crítico en sus letras respecto a temas sobre sexualidad, auto exploración, fantasías, etc., los cuales lo mantenían en constante controversia; ejemplo de ello es “Dirty Mind”, lanzada a comienzos de la década de los ochenta.

“I really get a dirty mind
Whenever you’re around
It happens to me everytime…”

Para 1982, Prince alcanzó la fama internacional con el álbum 1999 con éxitos como “Little Red Corvette” y “Delirious” que se mantuvieron dentro del top ten de la época. También fue en esa década que Purple Rain (1984) vio la luz, como parte del soundtrack de la película titulada con el mismo nombre y dónde él obtuvo un papel protagónico, haciéndose acreedor a un Oscar por Mejor Canción Original.

“Purple Rain” alcanzó el puesto número dos dentro de la lista Billboard, mientras que “When Doves Cry” and “Let’s Go Crazy” llegaron hasta la primera posición. Nuevamente, en 1986, Prince participó en el mundo del cine, esta vez con Under the Cherry Moon, la cual también se encargó de dirigir.

Con el álbum Sing o’ the Times, nuevamente alcanzó la posición número uno; éste disco contenía, entre otros temas, una reflexión sobre los problemas sociales que acontecían a su país. Sin embargo, fue mejor recibido por el público europeo.

“Batdance”, como parte del soundtrack de Batman en 1989, lo posicionó como uno de los artistas pop con mejores ventas, además de que el video original causó gran aceptación por parte del público, donde se muestra a Prince con una producción espectacular de vestuario y maquillaje simbolizando al Guasón y otros aspectos de la película.

Prince trabajaba incansablemente, pues año tras año sacaba éxitos que alcanzaban los primeros lugares de las listas pop y r&b. En la década de los noventa, Prince lanzó Diamonds and Pearls, y para 1991 firmó con Warner Bros un contrato por $100,000 millones de dólares.

prince_6

Los noventas transcurrieron con altos y bajos en su carrera; fue un periodo donde el artista trató de buscar un nuevo rumbo y mostrar su espíritu libre frente a su compañía, con quien mantenía una relación tensa debido al desinterés del publico frente a discos como el “Love Symbole Album” y el cambio de su nombre por un símbolo impronunciable que combinaba los símbolos masculino y femenino, el cual usó hasta el 2000.

Pero ese no era el fin; para el año 2004, se presentó en los Grammy junto a Beyoncé y ese mismo año fue incluido dentro del Salón de la Fama del Rock and Roll y se fue de gira por Estados Unidos con su tour Musicology. Para ese entonces, Prince estaba de vuelta en el juego.

Además de todos sus éxitos musicales, las controversiales letras en sus canciones, su extrovertida personalidad tanto dentro como fuera del escenario y un exquisito gusto por la moda, Prince también es conocido por haber contribuido a diversas causas sociales y en favor de los animales.

Seguramente su legado prevalecerá por siempre. Larga vida a Prince.